BIBLIOTECA HORTICULTURA

BIBLIOTECA HORTICULTURA

Condiciones de desverdizado para cítricos

Condiciones de desverdizado para cítricos

Por Osvaldo Brunetti, Departamento Técnico de Sanifruit

El proceso de desverdizado consiste en el cambio de coloración externa de los frutos cítricos como consecuencia de la influencia de diferentes factores que afectan al fruto, como ser temperatura, humedad ambiente, concentración de oxígeno y dióxido de carbono, y concentración de etileno, este último actúa como catalizador para que se produzcan los cambios metabólicos en los frutos.

El desverdizado no afecta a la madurez fisiológica de la fruta (azúcar, acidez y porcentaje de zumo). El índice de madurez tiene que ser conforme a los parámetros establecidos por ley para cada variedad.

El proceso de desverdizado se realiza en cámaras acondicionadas para tal efecto, en donde es importante el control de los factores anteriormente mencionados.

Es de destacar qué, aunque no se menciona con frecuencia en la bibliografía la forma de estocado de la fruta y el movimiento del aire dentro de la cámara, es muy importante para acortar los tiempos de desverdizado y conseguir una coloración uniforme en toda la fruta indistintamente de la posición de la misma dentro de la cámara.

Es fundamental entrar la fruta con una coloración adecuada para que ésta adquiera un color final afín a la variedad desverdizada. En el sector se suele decir “la fruta rompa el color”, esto es, que se inicie en árbol el proceso de cambio de color antes de iniciar su cosecha, en caso de entrar frutos muy verdes en el caso de mandarinas, naranjas e híbridos la fruta queda con color amarillento pálido poco atractivo para el consumidor final.

El movimiento del aire debe tener una velocidad de 14 a 20 metros/minuto, de fácil medición con un anemómetro portátil. La lectura debe hacerse en varios puntos de la cámara, pasillos, espacio entre filas de palets, y zona libre de entrada, con la fruta almacenada.

A fin de mantener la sanidad de la cámara y la fruta, se debe iniciar el proceso de desverdizado con la cámara totalmente limpia y desinfectada. Se recomienda el uso de desinfectantes en aerosol (DYBAC) como trabajo final antes de la entrada de la fruta, ya que las partículas nebulizadas llegan a todos los rincones de la cámara y equipos, asegurando una cobertura total de todas las superficies.

Posteriormente durante el proceso de desverdizado para mantener la sanidad ambiental se debe continuar con la aplicación periódica de aerosoles sin residuos como SANI AEROFRUIT.

Para que los frutos alcancen una coloración uniforme en toda la superficie y además evitar fisiopatías, si la fruta se trata por drencher antes de entrar en cámara, se debe dejar secar la misma el tiempo necesario para que entre sin agua libre en superficie (12 – 24 horas). El agua libre frena el proceso de intercambio de gases retrasando el inicio del proceso de desverdizado. Además, el contacto prolongado con líquidos, puede provocar fisiopatías en las variedades mas sensibles.

Cuando se inicia el llenado de las cámaras se debe hacer una distribución de los palets en la cámara evitando hacer una acumulación cerrada en un extremo. De esta forma se reparte el aire y sus componentes en forma más homogénea sobre la fruta, a medida que se va llenando la cámara se hace la remontada de los palets repartidos anteriormente. Una vez se ha llegado al 50% del llenado ya se puede estibar en forma normal.

El proceso de desverdizado se puede hacer en forma manual o automática, los valores que se consiguen dentro de la cámara son similares pero la forma manual puede prolongar el período necesario para alcanzar el color. En la forma manual se regula una inyección en continuo de etileno, la renovación se hace en forma permanente a baja velocidad, y la humedad y temperatura se regulan por los equipos de medición que cuentan todas las cámaras. La renovación continua obliga a un consumo mayor de etileno y a veces es difícil alcanzar la humedad adecuada por falta de la misma o porque los equipos de humedad trabajan en forma continua y pueden mojar la fruta. Los equipos automáticos, además de regular humedad y temperatura, hacen una inyección controlada de etileno (diferente según equipos) y la renovación del aire de la cámara se efectúa cuando el nivel de carbónico alcanza el valor que se ha introducido en el equipo (límite 2500 ppm).

Muy importante también el usar sistemas de humedad que no mojen la fruta, si está interesado podemos ponerlo en contacto con una colaboradora de Sanifruit que realiza instalaciones de sistemas de nebulización en frío con resultados excelentes.

Si desea información sobre los tratamientos que puede realizar en fruta destinada a desverdización póngase en contacto con un Técnico Comercial de SANIFRUIT o envíe un email a sanifruit@sanifruit.com


Para más información sobre el Reglamento 543/2011, parámetros de desverdizado adecuados por grupo de variedades y distribución adecuada de la fruta en la cámara en diferentes situaciones, descarga la siguiente Circular Técnica.