BIBLIOTECA HORTICULTURA

BIBLIOTECA HORTICULTURA

El calabacín en la mesa

El calabacín en la mesa

Las variedades evolucionan hacia una mayor satisfacción del consumidor

El calabacín tiene interesantes propiedades nutricionales; Eroski Consumer, de donde proviene esta información, indica que su principal componente es el agua, seguido de los hidratos de carbono y pequeñas cantidades de grasa y proteínas. Todo esto, unido a su aporte moderado de fibra, convierte al calabacín en un alimento de bajo aporte calórico, idóneo para incluir en diferentes preparaciones.

En relación con su contenido vitamínico, destaca la presencia discreta de folatos, seguido de la vitamina C. Los folatos intervienen en la producción de glóbulos rojos y blancos, en la síntesis del material genético y en la formación de anticuerpos del sistema inmunológico.

En cuanto a su contenido en minerales, el calabacín es una buena fuente de potasio, además de presentar pequeñas cantidades de magnesio, fósforo y hierro. El magnesio juega un papel importante en la formación de huesos y dientes, se relaciona con el funcionamiento del intestino, nervios y músculos, mejora la inmunidad y posee un suave efecto laxante.

Esta hortaliza contiene además unas sustancias denominadas mucílagos que son un tipo de fibra que suaviza y desinflama las mucosas del aparato digestivo.


Las flores son comestibles

Además del fruto de la planta del calabacín, también se pueden consumir sus flores, algo frecuente en Italia. Éstas pueden presentarse como acompañamiento de otros platos o constituir un plato por sí mismas. Se pueden preparar de formas muy diversas: cocidas, asadas, fritas o incluso rellenas.


Versatilidad de uso
El calabacín se adapta bien a múltiples recetas.  En Fruit & Veg, explican cómo  para hacer una sopa de calabacín, formando parte de una sopa de hortalizas provenzal, en cazuela, en ensaladas tan sugerentes como la de pasa de pavo ahumado y kiwi, la de mango y mejillones o la barbacoa de pez espada y plátanos picantes. También está la receta de patata y calabacín al gratén, sopa de pimiento y jengibre, calabacines rellenos con cebolla o pimientos del piquillo de Lodosa relleno de verduras.


La imagen es de calabacines con vinagreta de recetasdiarias.com